Marcellino D'Ambrosio, Crossroads Initiative

catechetical resourses for the Catholic ChurchMarcellino D'Ambrosio, Crossroads Initiative RCIA in

the Catholic ChurchMarcellino D'Ambrosio, Crossroads Initiative adult

education in the Catholic ChurchMarcellino D'Ambrosio, Crossroads Initiative

Exploring the Catholic ChurchMarcellino D'Ambrosio, Crossroads Initiative Early

Church Fathers
Crossroads Initiatitve, a ministry of Dr. Marcellino

   D'Ambrosio        
 
 
 

La Parabola de los talentos

La Parábola de los talentos

Trigésimo Tercer Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclo A

by: Dr. Marcellino D'Ambrosio

Translated by: Miguel Carranza

 

La Parabola de los talentosLo he visto una y otra vez. Cada vez que alguien busca un trabajo con mejor paga, decide invertir de manera diferente su dinero, o tomar una nueva oportunidad de negocios…invariablemente, alguien en la parroquia alega que estas acciones son muy mundanas, que serán una distracción de sus responsabilidades con su familia y la Iglesia, y que mejor deberías estar satisfecho con lo que tienes.  

 

Esto nos llevaría a pensar que la fe es pasiva, que el cristiano perfecto es aquel que vive enclaustrado en contemplación en un monasterio y que la amabilidad es la virtud cristiana suprema.

 

Hay un par de trozos de la Escritura que desmienten esta idea. Uno es la imagen de la esposa ideal en Proverbios 31. La Santísima Virgen seguramente leyó este pasaje y como la más perfecta de las esposas israelitas, probablemente buscó parecerse a la esposa descrita aquí. ¿Acaso la mujer de Proverbios 31 se sienta pasivamente, orando todo el día, vestida de beige? No. Elocuente y poéticamente los primeros versos del capitulo nos dicen que ellas es más valiosa que las perlas, un verdadero tesoro. El resto del pasaje nos dice porque ella es tan buen partido – porque sabe como enrollarse las mangas y poner manos a la obra. El pasaje nos habla de sus negocios fuera del hogar que incrementan la riqueza del fondo familiar, mismo que comparte con los pobres. Por supuesto que si ella no hubiera trabajado tan diligente y arduamente, no habría nada que compartir con los pobres.

 

Otro pasaje que también desmiente esta idea del cristianismo pasivo es el de la famosa parábola de los talentos (Mateo 25:14-30). El amo confía a los sirvientes dinero (¡si, dinero!) en diferentes cantidades de acuerdo a las habilidades de cada uno. Dos de los sirvientes se dan cuenta que le amo quiere retorno de su inversión, así que lo invierten y duplican la inversión inicial. El amo no espera recibir la misma suma que invirtió puesto que cada uno de los sirvientes regresó con diferentes cantidades, sin embargo ambos recibieron los mismos elogios por haber regresado el 100% de la inversión.

 

Por otro lado, el criado con menos habilidades, enterró el dinero por temor a perderlo. En lugar de elogiarlo por ser conservador, el amo se indignó. ¿Estaría usted contento, si usted confiara su fondo de pensiones a un corredor de bolsa, y años más tarde su dinero no hubiera incrementado?

 

El amo estaba molesto porque el criado permitió que el miedo lo paralizara. Tuvo tanto temor de perder el dinero que ni siquiera pensó en tomar el modesto riesgo de poner el dinero en un banco (en esos días no había seguro para los ahorros).

 

El Señor nos ha confiado muchas cosas: dinero, talentos naturales, dones espirituales y la verdad salvadora del evangelio. Él espera no solo que conservemos estas cosas sino que también las hagamos crecer. En la Ultima Cena (Juan 15) les pide a sus discípulos que den mucho fruto. En la parábola del sembrador y la semilla nos habla de semillas que dan 30, 60 y hasta cien por ciento. En cualquier labor que desempeñamos – económica, familiar, apostólica – la meta debe ser desarrollar, incrementar y crecer lo que Dios nos ha dado para su Honor y Gloria.

 

Inevitablemente esto involucra tomar riesgos. Significa no permitir que el temor a fallar o hacer el ridículo nos evite buscar el éxito.

 

Uno de los más grandes pensadores del siglo XX fue el sacerdote suizo llamado Hans Urs von Balthasar.  El señaló que una de las palabras más usadas en los Hechos de los Apóstoles es la palabra griega “parrhesia", que quiere decir audacia frente a al peligro o la oposición. Sin audacia, el Cristianismo se habría quedado en Palestina. Nunca hubiera llegado hasta Antioquia, Grecia ni Roma.

 

La fidelidad a Dios implica tener el valor de tomar iniciativas audaces, en la vida pastoral, familiar y en los negocios, ser creativo, y emprendedor para expresar nuestra gratitud hacia Dios por todo lo que nos ha dado, haciéndolo crecer.

 

 

Download and Print Noah's Ark and Lent

Para descargar e imprimir “La Parabola de los Talentos", Haga “click” aquí!

 

El Dr. Marcellino D’Ambrosio escribe desde Texas. Para más información sobre su peregrinaje de Año Nuevo hacia Tierra Santa o sobre sus recursos, visite www.crossroadsinitiative.com  o llame al 1.800.803.0118.

 

Esto fue publicado originalmente en “Our Sunday Visitor” como una reflexión sobre las lecturas para el Trigésimo Tercer Domingo del Tiempo Ordinario, Ciclo Litúrgico A (Proverbios 31,10-31, Salmo 128, 1 Tesalonicenses 5:1-6, Mateo 25:14-30). Se reproduce aquí con permiso del autor.

 


  Por qué ser Católico? Dr. Marcellino D'Ambrosio ¿Por Qué Ser Católico? - Marcellino D'Ambrosio - CD
La peregrinación personal de Marcellino D'Ambrosio de la fe Católica nominal de joven a una fe activa y vibrante en Cristo, y por qué él decidió quedarse en la Iglesia Católica. Disco compacto de 60 minutos.

 

 

Defensores Amigables Tarjetas Catolicas
Defensores Amigables estan disenadas para ayudarte a entrenar tus hijos para que nunca se alejen del amor de Dios y de la Iglesia Catolica que establecio nuestro Senor Jesucristo. Las 50 tarjetas contienen preguntas comunes que la genta hace sobre la Fe Catolica asi como respuestas cortas y faciles de entender.

 


Home | Site Map | Links | Privacy Policy | Contact Us | Free Newsletter | Win a CD | Calender | Donate Now!
A ministry of Crossroads Productions, Inc. + PO Box 271227 + Flower Mound, TX 75027 + 1.800.803.0118 + a 501(c)(3) tax-exempt organization.